A primera hora de este jueves, se conoció que la ministra de las TIC, Karen Abudinen, inmersa en el escándalo por la pérdida de 70 mil millones de pesos en un contrato de conectividad con la Unión Temporal Centros Poblados, dejará su cargo.

Aunque todavía no se ha hecho oficial desde la Casa de Nariño, varias versiones apuntan a que el anuncio se produciría en cuestión de horas.

Si bien parecía que el respaldo a la Ministra por parte del Jefe de Estado era inquebrantable, una declaración de la bancada del partido Liberal sumándose al voto positivo a la moción de censura que se daría mañana viernes, cambió el panorama.

Fue una maniobra silenciosa dentro de la colectividad roja que no pudo conjurar César Gaviria, ni el Gobierno y que la oposición supo capitalizar.

Antes de terminar la jornada del miércoles en los partidos promotores de la moción de censura las cuentas les daban para poner fin a la era Abudinen en el Mintic y así lo hicieron saber públicamente.

Un sector de Cambio Radical, Colombia Justa y Libres, los Liberales en pleno y algunos Conservadores configuraron el escenario ideal para tumbar a la Ministra.

Ante una inminente derrota en el capitolio, no había otro camino para el ejecutivo que evitar entregar como trofeo a sus adversarios políticos a quien en el pasado se reconoció como figura de confianza del despacho presidencial.

Pero hay también quienes creen que en las últimas determinaciones hay un cálculo político.

La renuncia anticipada de Abudinen precipitada aparentemente por el pedido de su jefe le da un respiro a los actuales congresistas con aspiraciones a reelegirse, quienes temían por las consecuencias electorales inmediatas que podría tener lanzar un salvavidas a la funcionaria.

En últimas Duque habría minimizado los efectos colaterales de la moción de censura entregando en sacrificio a su Ministra a cambio de proteger a los congresistas afines al Gobierno y evitando una victoria a la oposición que se traduciría en un duro revés a su administración y lo que representa políticamente a un año de las elecciones.

Hay que decir que dentro de la bancada tolimense, el representante a la Cámara, Ángel María Gaitán fue uno de los artífices del llamado a votar positivamente la moción de censura desde el interior de su partido.

Así lo había expresado desde su vocería en el debate a la Ministra en la Cámara de Representantes.

Lo que muchos se preguntan ahora es ¿cuál será el futuro de Karen Abudinen? y ¿Qué pasará con los 70 mil millones que aún no aparecen?

El hoy Senador Richard Aguilar es investigado por al menos cuatro delitos.

La decisión del alto tribunal fue materializada la misma noche de este martes por agentes del CTI de la Fiscalía, en el norte de Bogotá.

Al sustentar su providencia los magistrados precisaron que Aguilar Villa, quien en septiembre cumplirá 40 años de edad, habría dado instrucciones a funcionarios de la administración departamental, mientras actuaba como gobernador de Santander para favorecer o entregar a dedo contratos a personas y consorcios previamente seleccionados por él, abusando del poder que ostentaba e infringiendo  los principios de economía, planeación, transparencia y selección objetiva para de paso apropiarse de dineros públicos.

Los contratos cuestionados, según refiere la Corte son  el de interventoría en las obras de reforzamiento del estadio en la Villa Olímpica de Bucaramanga, la intervención de la vía San Gil-Charalá, el corredor vial Agroforestal y Energético, al igual que el mejoramiento del carreteable Bucaramanga - Floridablanca.

Todos estos hechos de corrupción investigados por la sala de instrucción se habrían configurado entre los años 2014 y 2015, durante el mandato de Aguilar.

El hoy congresista deberá responder penalmente como presunto determinador de las conductas de contrato sin el lleno de requisitos legales, autor de interés indebido en la celebración de contratos y coautor de concierto para delinquir agravado y  peculado por apropiación a favor propio y de terceros.

Dentro del mismo sumario, el Tribunal dispuso compulsar copias a la Fiscalía General de la Nación lo que supondría la vinculación de otros actores no aforados al proceso penal.

El poderoso Aguilar

Richard Aguilar es considerado un cacao político del oriente del país.

Es hijo del Coronel (r) Hugo Aguilar, recordado por haber sido el hombre detrás del disparo que acabó con la vida de Pablo Escobar y quien también fuera Gobernador de Santander entre 2004 y 2007.

Años más tarde, la Procuraduría destituyó e inhabilitó al coronel Aguilar tras probar sus nexos con grupos paramilitares y luego se ordenó su captura por parapolítica, lo que forzó a Richard Alfonso a incursionar en la arena proselitista.

Sin embargo, estos hechos no diezmaron el caudal electoral de la casa Aguilar cuyo poder acumulado en  Santander llevaba a pensar hasta a los más escépticos que gozaban de cierto grado de inmunidad para dilatar y evadir vía tráfico de influencias la acción penal.

Isotipo ContraPesoLogo Contrapeso negativo
Orgullosamente diseñado y desarrollado por PenRocket
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram