El pulso de las presidenciales en Tolima

abril 12, 2022
El Pacto Histórico, el oficialismo Liberal y los amigos del alcalde Hurtado jugaron primero camino a la Presidencia en el Tolima. ¿Qué tanto incidirá esa apuesta para las elecciones locales del año entrante?

Como la segunda fuerza del departamento en los comicios legislativos, el Pacto Histórico del Tolima tiene la responsabilidad enorme de endosar en primera vuelta los mismos 75 mil votos y acabar con la hegemonía uribista.

La coalición Petrista logró lo impensado: unir fuerzas para competir y ahora se dan el lujo de proyectar candidatos ‘propias tropas’ para las regionales, incluidas Gobernación y Alcaldía de Ibagué.

Según expertos de la mecánica política, un eventual gobierno de izquierda en cabeza de Gustavo Petro, podría voltear el mapa del departamento.

En ese bus Petrista también se montó el oficialismo Liberal, es decir el jaramillismo, disfrazado del directorio departamental y municipal.

Aquí, no solo Mauricio Jaramillo está liderando, la representante electa Olga Beatriz González ha sorprendido con su talante conciliador para enviar mensajes de unidad y fortaleza.

Entienden los liberales que pese a las tímidas disidencias rojas con Federico Gutiérrez, la victoria de Petro sin duda los puede llenar de herramientas para acabar electoralmente con el barretismo.

Por los lados de Federico Gutiérrez, el que mejor se ubicó fue el denominado hurtadismo por ser el primero en llegar y hacer visible el trabajo de las concentraciones con la esposa y hermana del alcalde, literalmente poniendo el pecho.

El Centro Democrático ha tenido que recurrir al apoyo soterrado y casi que indecoroso, para evitar desfigurar y permear al Equipo por Colombia, que lo que menos quiere es pintarse de uribismo.

Ante la caída en la consulta Interpartidista de David Barguil, el conservatismo quedó en una situación absolutamente incómoda.

Pese a ser la primera fuerza del departamento, le tocó a la colectividad azul obligatoriamente buscar espacio en la campaña de Federico Gutiérrez casi que por descarte.

Líderes como José Elver Hernández ‘Choco’, Miguel Barreto, Gerardo Yepes, Adriana Matiz, Alejandro Martínez y Delcy Isaza, se terminaron acomodando bajo la premisa de ser la fuerza que decide y gobierna.

Llama la atención que hasta el momento el exgobernador Óscar Barreto no se ha dejado ver públicamente en eventos proselitistas del popular Fico, algunos aseguran que está esperando llamada directa del candidato para ganar notoriedad en los cuadros directivos, no obstante Barreto Quiroga ya tiene gente de su entera confianza metida en los comités de trabajo.

Partidos como la U y Cambio Radical en cabeza de Aquileo Medina y Jaime Yepes, se alinearon con Gutiérrez. La excepción por ahora, es el excongresista Emilio Martínez que de la mano de Guillermo Alfonso Jaramillo se metió al Pacto.

Analistas advirtieron que, desde la misma configuración del Congreso en marzo, era mejor apelar a la prudencia hasta tanto no se definiera el escenario presidencial.

La posesión del jefe de estado el próximo siete de agosto marcará la ruta en el Tolima, sobre los grupos políticos que tendrán protagonismo y ventaja en las elecciones regionales de 2023.

LAS MÁS LEIDAS

Últimas Noticias

Isotipo ContraPesoLogo Contrapeso negativo
Orgullosamente diseñado y desarrollado por PenRocket
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram