• Banner asamblea confenalco

“El ataúd de la Fábrica de Licores lo compró el Amarillo y la misa la va a oficiar el Antioqueño”: Juan Guillermo Beltrán en debate a la licorera del Tolima

marzo 20, 2024
El diputado Juan Guillermo Beltrán desnudó una crítica situación financiera al interior de la Fábrica de Licores del Tolima, que heredó de la anterior administración, la gobernadora Adriana Matiz. “La fábrica no tiene caja, no creo que las metas se cumplan y nos exponemos a la agonía de la empresa”, sostuvo Beltrán.

Sí hubo debate. A pesar de que el orden del día de la comisión permanente del plan, no fue aprobado, tras denuncias de ilegalidad por parte de la diputada Yully Porras, el evento de hoy en la asamblea se convirtió en un debate de control político a la Fábrica de Licores del Tolima. 

La gerente Victoria Castillo, no escurrió el bulto y en una actitud gallarda, le dio la cara a la Duma y al departamento. También, por instrucción de la gobernadora Adriana Matiz, secretarios de despacho y gerentes de institutos descentralizados se vieron en las barras de la corporación, en un claro mensaje de respaldo institucional y político a la fábrica.

Alcaldía ibagué

La gerente, Victoria Castillo, dio la cara en el debate a la Fábrica de Licores.

En la exposición de Castillo, se dejó claro que la anterior gerencia de la fábrica no le entregó un informe completo y pormenorizado de la situación financiera de la entidad, a lo cual estaba obligado Franz Bedoya. Victoria Castillo dejó constancia de esta irregularidad en el proceso de empalme.

“Yo no vine aquí a llorar, vamos a sacar adelante a la Fábrica de Licores de la mano de los tolimenses”, sostuvo la funcionaria, quien este jueves dará a conocer la nueva estrategia de marketing y su plan de trabajo para rescatar el aguardiente Tapa Roja.

Castillo dijo que no llegó a la entidad a tapar nada y que no la pueden responsabilizar de decisiones que tomo su antecesor, cuando ella lleva a penas 80 días en el cargo. Sin embargo, señaló que la factoría la deben rescatar no solo el gobierno, sino todos los tolimenses comprando los productos de la fábrica.

Para el diputado citante, Juan Guillermo Beltrán, la Fábrica de Licores atraviesa una crisis financiera difícil de ocultar y que pasa por decisiones adoptadas en la administración anterior.

Según las cifras expuestas por el asambleísta, la licorera en 2023 prácticamente regaló más de 245.000 unidades de aguardiente Tapa Roja, degustaciones sobre el papel, pero que le generaron un costo solo por concepto de impuesto al consumo de licores de más de 2.100 millones de pesos.

Es decir, por cada botella regalada en la gerencia de Franz Bedoya, el departamento tuvo que pagar la estampilla de impuesto al consumo de ese licor “feriado”.

Beltrán, y la propia gerente de la Fábrica, confirmaron que más de 280 millones de pesos perdió la empresa durante el mes de enero, producto de las políticas y estrategias heredadas de la anterior gerencia. Para Juan Guillermo Beltrán, la gerencia de Franz Bedoya “dio cátedra de lo que no se debe hacer a la hora de promover un negocio”.

Haber prorrogado el contrato de distribución a los aguardientes Néctar y Amarillo, sumado a la polémica apertura de fronteras para la comercialización de licores de otras regiones en el Tolima, fue una decisión adoptada en detrimento de los intereses del Tapa Roja y la salud financiera de la fábrica de licores, se escuchó en el debate.

El diputado de Honda, demostró que las ventas de Tapa Roja, se redujeron a la mitad en los primeros 3 meses de 2024, pasando de 223 mil unidades vendidas en 2023, a 102 mil en el presente año. Mientras tanto, el aguardiente Amarillo pasó de vender 80 mil a 250 mil unidades.

Beltrán Amórtegui remató denunciando que la administración Orozco, contrató estudios de mercado que al final advirtieron que no era viable para la estabilidad financiera y administrativa de la Fábrica, abrir las fronteras a licores foráneos, y que pese a esa advertencia, el ejecutivo firmó las resoluciones que permitieron la comercialización de aguardientes como el antioqueño, el Amarillo, entre otras bebidas.

“El ataúd de la Fábrica de Licores lo compró el Amarillo y la misa la va a oficiar el Antioqueño”, sentenció Juan Guillermo Beltrán, quien propuso al final del debate, tomar le decisión de cerrar las fronteras a licores foráneos, manejar con responsabilidad y planeación a la fábrica, y por último, enfocar los esfuerzos en el crecimiento del Tapa Roja en el Tolima, antes de pensar en llevarlo a otras ciudades del país, derrochando recursos sin objetivos claros de comercialización.

El debate resultó más que exitoso en términos prácticos. La mayoría de diputados atendieron el llamado de su colega Juan Guillermo Beltrán, quien expuso la crítica realidad que según su investigación, muestra la Fábrica de Licores.

Por su parte, el gobierno de Adriana Matiz, anuncia que no dejará morir a la licorera y envió un mensaje contundente de que la administración arropa y empuja la gestión de Victoria Castillo al frente de la entidad.

Últimas Noticias

Isotipo ContraPesoLogo Contrapeso negativo
Orgullosamente diseñado y desarrollado por PenRocket
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram